El fracaso de la Dreamcast

Sega Dreamcast
Dreamcast es el nombre de la última consola de videojuegos que desarrolló SEGA. Fue lanzada a finales del año 98 en Japón y mediados del 99 en Europa y América. Era la primera consola de sexta generación que salia al mercado. Con un procesador de 128 bits, dibujaba 3 millones de polígonos por segundo y era la primera que incorpora un módem de 56K, para conectarse a Internet. Por tanto, era la mejor consola, en comparación con las que existentes de 32 y 64 bits, que había en el mercado.

¿Y por qúe fracasó? Pues posiblemente por un conjunto de circunstancias:

  • Desconfianza de los usuarios: Después de la exitosa Mega Drive (Genesis en América), Sega había ido de tropiezo en tropiezo. Primero con sus accesorios para la Mega Drive como el 32X y el Sega CD, y luego con la Saturn, una consola de 32 bits que salió al mercado a la vez que PlayStation, pero no tenía soporte para juegos en 3D como esta última. SEGA había perdido la confianza de los jugadores de todo el mundo.
  • Gran competencia: Sony era símbolo de moda, su PlayStation había conseguido vender 74 millones de unidades y sus seguidores estaban dispuestos a esperar a la nueva maquina de Sony, la PlayStation 2, en la que podrían utilizar los anteriores juegos y periféricos. Además, mucha gente no quería comprar la Dreamcast porque pensaban que no sería lo suficientemente potente como para rivalizar con la PlayStation 2. A todo esto, había que unirle la llegada de dos nuevas consolas, La X-Box de Microsoft, y la GameCube de Nintendo, todas ellas con lector de DVD.
  • Pésima estrategia de marketing: La nueva máquina de Sega salió a la venta mucho antes que sus competidores, respaldada por una campaña publicitaria valorada en unos 100 millones de dólares, intento hacerse un hueco en el mercado. Pero los números no le acompañaron, posiblemente porque se apresuraron en exceso al presentar la consola, en un momento en el que había muy pocos juegos que la avalaran y en que las conexiones aún no permitían que se aprovechara convenientemente el potencial online que tenía. Por otra parte, Sony viendo que la Dreamcast era más potente que su PlayStation, decidió lanzar antes de lo anunciado la PlayStation 2, para que Sega no empezara a controlar una cuota de mercado importante.

Con este panorama y una economía maltrecha, auspiciada por varios años de número rojos, Sega decide dejar de dar su apollo a la Dreamcast y cesa su fabricación a principios de 2001, para posteriormente centrarse únicamente en el desarrollo de juegos.

Fuentes: Mundogamer, Baquía

One response to this post.

  1. Posted by Felipe on 26 enero, 2008 at 4:33

    Sega era de las mejores compañías, pero desde la sg 1000 estabam bajo la sombra de nintendo, igual con master system/NES y SNES/Genesis. Aun así, Sega ahora gana mucho mas que Nintendo y Sony con sus arcade. Ahora si hacen negocios.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s